jueves, 25 de mayo de 2017

Las estaciones del metro de Moscú son legendarias por su excentricidad, a continuación te mostramos las que son dignas de record.
LA ESTACIÓN MÁS PROFUNDA. Es la conocida como Park Pobedi, inaugurada en el 2003 de la linea Arbatsko-Pokrovskaya. Con casi 85 metros de profundidad cuando la mayoría no supera los 50 metros.
LA ESTACIÓN MENOS PROFUNDA. Solo 5 metros separan la luz del sol de los pasajeros en la estación Pechatniki, sobresaliendo pocos metros sobre el sueño.
LA ESTACIÓN MÁS LARGA. Incluidos los pasillos de acceso, la estación Vorbiovi Gori, mide 284 metros, todo un record inaugurada en 1959, también fue la primera en el mundo construida sobre un puente en el rio.
LA ESTACIÓN MÁS LUJOSA. En la línea circular, estación de Komsomólskaya, concebida por ingenieros como la puerta de entrada a la ciudad que maravillaría a cualquier visitante con su esplendor y poder. No se limitaron en gastos y se convirtió en una estación con estilo del imperio estalinista.
LA ESTACIÓN MÁS ESTRECHA. Esta angosta estación es la de Volgogradski Prospekt, con una plataforma poco usual tanto en su ancho como las columnas, es de solamente 4 metros.
EL RECORRIDO MÁS LARGO. El más largo recorrido es de 6,625 km durante 7 minutos, entre las estaciones de Krilatskoe y Stróguino.
LA ESTACIÓN MÁS TRANSITADA. La estación es Vijino al finalizar la línea Tagansko. Según datos oficiales el tráfico de pasajeros supera los 170,000 por día. Generalmente las personas esperan de dos a tres trenes para poder abordar.


www.patrongestion.com